Add to Collection
About

About

Proyecto de vida, de sensaciones mezcladas, de tristezas y recuerdos. Llevo aproximadamente 3 años trabajándolo y aun quedan más cosas por contar… Read More
Proyecto de vida, de sensaciones mezcladas, de tristezas y recuerdos. Llevo aproximadamente 3 años trabajándolo y aun quedan más cosas por contar, la historia continua. Read Less
Published:
La oscura pesadilla de Cándida
Cándida RosaQuintero nació el 2 de enero de 1924 en el seno de un hogar muy humilde de ElCarmen de Viboral, siendo la sexta hija de once hermanos de los cuales ella es laúnica que hasta la fecha continua con vida.

Estuvo casadacon José Jesús Quintero quien falleció en el año 2006 y con el cual, según relata,tuvo 8 hijos que murieron a los pocos días después de nacer. A pesar de que sushijos naturales murieron, recibió en adopción el mayor tesoro que la vida lepudo dar; su hijo Héctor quien le fue entregado horas después de haber sidodado a luz y quien luego del fallecimiento de su padre adoptivo se convirtió ensu única compañía.

Luego dequedar viuda, Cándida y su hijo siempre ha logrado sobrevivir con poco. Suúnica fuente de ingresos era, como ella relataba, vender confites en el parqueprincipal del Carmen, trabajo que se vio obligada a abandonar al verse impedida por las enfermedades.

La largajornada laboral de su hijo, quien sale de casa a las 12m y regresa pasadas las9:30 pm ha sido un factor que solo ha traído inconvenientes para ellos. Genteinescrupulosa aprovechando la vulnerabilidad de Cándida le han robado aparte dedinero, objetos de uso cotidiano como su prótesis dental.

Entre losmúltiples problemas que padece se encuentra la pérdida casi total delmovimiento -motivo por el cual debe transportarse en silla de ruedas- y la disminución de gran porcentaje devisibilidad son ingredientes que han desencadenado múltiples caídas yaccidentes de los cuales hasta ahora, ha salido ilesa.

Y así sepasan los días de Cándida, sumida en el abandono familiar y estatal, viviendouna pesadilla que parece no terminar mientras que busca en lo más profundo de sucorazón el motivo por el cual el destino no para de golpearla.
Reportajepublicado en el periódico Q' hubo Medellín el día Domingo 5 de Febrero de 2012