• Add to Collection
  • About

    About

    Más allá de la mina es un ensayo documental que cuenta, desde tres perspectivas generacionales distintas, la importante historia de la crisis ide… Read More
    Más allá de la mina es un ensayo documental que cuenta, desde tres perspectivas generacionales distintas, la importante historia de la crisis identitaria, tecnológica y productiva que padecemos como nación desde hace un siglo. El abuelo cuenta la historia de la Venezuela rural que existió antes del petróleo y que en pocos años se deshizo ante las promesas de la modernidad; la madre cuenta la historia de una Venezuela Saudita que intentó dibujarse a imagen y semejanza del sueño corporativista y fracasó; y la joven, Nalúa, cuenta la historia de una Venezuela aun extractivista pero con cientos de preguntas que intenta dejar de imitar para reinventar sus capacidades productivas, políticas y tecnológicas desde lo local, lo familiar, lo popular, en medio de lo que quizás será la última batalla del capitalismo vs Venezuela. Read Less
    Published:
Más allá de la mina es un ensayo documental que cuenta, desde tres perspectivas generacionales distintas, la importante historia de la crisis identitaria, tecnológica y productiva que padecemos como nación desde hace un siglo. El abuelo (Juan) cuenta la historia de la Venezuela rural que existió antes del petróleo y que en pocos años se deshizo ante las promesas de la modernidad; la madre (Marlene) cuenta la historia de una Venezuela Saudita que intentó dibujarse a imagen y semejanza del sueño corporativista y fracasó; y la joven (Nalúa), cuenta la historia de una Venezuela aun extractivista pero con cientos de preguntas que intenta dejar de imitar para reinventar sus capacidades productivas, políticas y tecnológicas desde lo local, lo familiar, lo popular, en medio de lo que quizás será la última batalla del capitalismo vs Venezuela.
Juan tiene más de ochenta años y vive en Caracas desde que tiene 30. Llegó en plena activación de la economía rentista en busca de empleo y una vida más fácil donde el salario sustituyera el insuficiente jornal. Presenció el vertiginoso crecimiento de la ciudad y también de sus desigualdades mientras autoconstruía su casa en la vega y luchaba para que sus hijas pudieses estudiar el liceo e incluso la universidad. Cuando quiso regresar al campo ya era muy tarde y nadie en su familia quiso ni siquiera considerarlo. Vive con su hija y su nieta en la misma casa de toda la vida y ahora dedica la mayor parte del tiempo a construir unas bicimáquinas de gran inventiva. Campesino de origen, herrero de oficio y tecnólogo de práctica, comparte con su nieta sus recuerdos rurales, sus impresiones sobre el nacimiento de la Venezuela petrolera y sus innovaciones mecánicas.
Créditos:
Guión y dirección: Adrianna Requena y Jonás R.G.
Ilustración de personajes: Rodrigo García.
Ilustración de fondos: Reinaldo León.
Asistencia de ilustración: Abraham Mejías.
Animación: Amilcar Guerra.
Dirección de animación, composición y corrección de color: Carlos Zerpa.
Diseño sonoro: Ggyyro Quevedo y Alejandro Huizi.
 
Marlene tiene 50 años y se dedica a las bienes raíces como agente de century21. Desde siempre se ha proyectado “salir de abajo” como meta final de su existencia. Vive en una permanente queja sobre el costo de la vida pero no escatima en gastos de peluquería ni en la compra de ciertos productos importados de belleza y alimentación. Sueña con habitar alguno de los apartamentos que vende y poder salir en uno de esos ascensores, muy bien vestida, para montarse en su carro e ir a ninguna parte. Mira telenovelas cada noche y le parece que las mujeres que salen ahí, aunque un poco artificiales, son preciosas, a diferencia de ella, que no tiene ni la talla, ni el color ni el pelo ni el porte. Madre soltera, amorosa y abnegada de una hija única, sueña con que esta tenga todo lo que ella no pudo tener, desde un carro hasta un título universitario o un esposo que la saque del barrio.
créditos:
Guion y dirección: Adrianna Requena y Jonás R.G.
Diseño de personajes y objetos: Oscar Hernandez.
Ilustración objetos secundarios: Fiesky Rivas.
Modelado, texturizado y animación 3d: José Miguel Álvarez.
Composición y corrección de color: Carlos Zerpa.
Música: cover de Samburá producciones a partir de la pieza "Latin Esque" de Juan García Esquivel.
Diseño sonoro: Ggyyro Quevedo y Alejandro Huizi.
Nalua tiene 24 años y estudia química en la universidad. Creció en la Vega rodeada de vecinos que fueron como sus hermanos y hermanas. Ha sido siempre una persona de acción, curiosa y atenta que no se conforma con respuestas fáciles. ¿Por qué hay que ir a la escuela todos los días? ¿Por qué mi abuelo no es maestro en la escuela? ¿Por qué hay que ir a la peluquería para ser bonita? ¿Por qué el dinero no alcanza para todos? ¿Por qué la ciudad es tan diferente en el este que en el oeste? ¿De dónde viene la comida? ¿De qué están hechas las medicinas? Son algunas de las preguntas que Nalúa se ha hecho a lo largo de su vida. Entró a la universidad, por presión materna, y en medio de muchos cuestionamientos, va cursando sus materias y avanzando. Comienza a formar parte del Abecyt (asamblea bolivariana de estudiantes de ciencia y tecnología) donde ha encontrado complicidad para sus preguntas sobre la pertinencia de la ciencia y el futuro de la nación.
Créditos:
Guión y dirección: Adrianna Quena y Jonás R.G.
Nalua: Estephanie Carrizales.
Abuelo Juan: Tomás Valdés.
Dirección de arte: Alexis Pablo.
Ilustración: Alfredo Rajoy, Adriana Genel y Germán Herrera.
Animación: María Coello y Carlos Zerpa.