Showcase & Discover Creative Work Sign Up For Free
Hiring Talent? Post a Job

Bēhance

Woman or Beast. Another view.

  • 121
  • 5
  • 0
  • Woman or beast. Another view
     
    “Miraba una y otra vez esa película, Judith Garland, cantando y bailando, llorando y riendo, allí, dentro de esa caja plana que es la televisión. Miraba películas una y otra vez, y después imitaba a esas mujeres, repetía sus frases, sus gestos, sus miradas, la curiosidad y el deseo de mirar se mezclaban en mi cabeza con la fascinación de la semejanza y el reconocimiento. Quizás por eso ahora existe esa inquietud en mi mente.”

    Este proyecto, trata de re-visar, de re-interpretar unas imágenes escogidas de diversos Films en los cuales, la imagen de la mujer, encarna un personaje, monstruoso, aterrador, amenazador y agresivo, mezclado con un carácter seductor. En estas películas, la mujer esconde un secreto que el actor masculino deberá desvelar.


    El cine, refleja, revela e interviene activamente en la interpretación que la sociedad ha establecida, de la diferencia entre sexos que domina las imágenes, las formas eróticas de mirar y el espectáculo.
    El cine satisface un deseo primordial de obtener un mirar placentero y las convenciones existentes en él centran la mirada sobre la forma humana, dividiendo esa forma humana en dos estereotipos, la mujer como imagen, el hombre como portador de la mirada.
    Existe por lo tanto un desequilibrio sexual en dicha representación, ya que la mayoría de las veces, el cine concebirá lo activo como masculino, lo pasivo como femenino.

    El cine permite además definir el lugar de la mirada, la posibilidad de variarla y hacerla patente, enfatizando el carácter “to be Lockheed at ness” de la mujer, construyendo la forma en la que ha de ser mirada dentro del espectáculo.

    Según Mulvey, el código cinematográfico crea una mirada, un mundo y un objeto, y produce asi una ilusión cortada a la medida del deseo, mediante el control de la dimensión temporal y espacial.

    Según la teoría fílmica feminista, la imagen de la mujer representada en el medio audiovisual, dice poco o nada de las mujeres, pero es sintomática de los deseos falocráticos y de las ansiedades proyectadas sobre una imagen de feminidad.

    En los filmes seleccionados para la pieza “Woman or Beast”, se muestra a la mujer como un objeto de persuasión, como una dualidad que oculta un secreto bajo esa mascara seductora.
    El cine ha utilizado mucho el concepto de la seductividad femenina como una superficie que esconde, lo cual quiere decir que los códigos y las convenciones del cine de Hollywood, refinaron las representaciones de la feminidad realzadas por el Star System, hasta tal punto que el hechizo experimentado por los espectadores ante los efectos propios del cine se convirtió en algo casi imposible de distinguir de la atracción ejercida por una imagen erotizada de la mujer

    El concepto de la feminidad como enigma es utilizado en el cine mostrando el cuerpo de la mujer dividido entre superficie y secreto.

    En palabras de Mulvey, las mujeres, en su papel de objeto de exhibición, son contempladas y mostradas simultáneamente con una apariencia codificada para producir un impacto visual y erótico tan fuerte que puede decirse que ellas connotan “para ser mirabilidad” ( to-be-looked-at-ness)

    Hablando en términos psicoanalíticos, la mujer connota el displacer, la ausencia del pene, y actuando como icono, siempre representa la amenaza constante de devolver al sujeto a una memoria de “castración original”.

    “La noción de mujer ha funcionado como un espejo colocado frente a los ojos de los hombres, cuya superficie plana solo devolvía la tranquilizadora imagen especular de unicidad y coherencia de un sujeto que no solo supone contenerse a si mismo, sino que es capaz de autoproducirse en tanto que tal.”
    Giulia Colaizzi