Showcase & Discover Creative Work Sign Up For Free
Hiring Talent? Post a Job

Bēhance

MUM | MUSEU DO MEIO AMBIENTE ★

  • 1911
  • 48
  • 1
  • MUM | MUSEU DO MEIO AMBIENTE
    RIO DE JANEIRIO, BRASIL | 2010
    ★ SEGUNDO PREMIO CONCURSO NACIONAL BRASIL
  • Arboreto
     
    “El hombre nunca ha podido vivir sin tramas. Antes el desorden aparente del mundo, tuvo que buscar los términos significantes, aquellos que, asociados entre ellos, hacían que su acción sobre el medio fuese más eficaz, aquellos que le permitían sobrevivir. Ante la infinita abundancia de objetos y seres, buscó relaciones entre ellos y, ante la  infinita movilidad de las cosas, buscó invariables”
    Laborit, Henri, La nouvelle grille, Editions Robert Laffont, París, 1974
     
    En los jardines iluministas, predominan las perspectivas, los trazados geométricos y las grandes avenidas Hay una razón abstracta y absoluta que se impone a la naturaleza y es protagonista, quien va a un jardín iluminista percibe el triunfo de la voluntad racional sobre el entorno natural. Las especies vegetales están claramente tratadas según un trazado que las ordena en el espacio.
     
    Las líneas rectas son las líneas de la razón. Son los recorridos iluministas. Líneas y punto de cruce. Los encuentros son para cambiar de dirección.
     
    En los jardínes románticos, por el contrario, se materializa la emulación de lo natural. 
    Hay una vuelta a lo pre-iluminista, un redescubrimiento del hombre, y su forma de participar en el mundo. 
    Se privilegian lo imprevistos y el vagabundeo romántico. Los trazados son sinuosos, y la vegetación simula rusticidad. Se cuidan los detalles para parecer naturales, y se busca por todos los medios recrear una naturaleza que está siendo en realidad devastada en los entornos urbanos. Hay una redención subyacente, una vuelta a un orden primigeneo perdido.
     
    El deambular, se genera a través de líneas sinuosas. Recorridos que se retrotraen en el tiempo hasta lo intocado por el hombre. No hay indicaciones de las direcciones, la sorpresa es milimétricamente calculada. 
     
    En este nuevo jardín, llamémosle optimista o global o escencial, se plasma la integración de la naturaleza existente de valor patrimonial con nuevos recorridos, con el hombre como activador, con nuesto espíritu de la época, integrador y acojedor. Nuevos usos, nuevas experiencias. Un despliegue de líneas sinuosas, con jerarquías débiles, abiertas al descubrimiento. Jalonadas por los eventos de naturaleza, el capricho y la libertad de movimiento, cada avance tiene su opción. Los caminos no están prefijados, no se calcula la experiencia, se maximizan las combinaciones, con una lógica de hiperlink cada curva lleva a varias otras y a otras y a otras. 
     
    El espacio del caminar es continuo, es el espacio del descubrir, rodea las especies naturales forzando pasajes estrechos o superficies donde estar, intercambiar o jugar... Maximiza los posibles cruces.
     
    Una característica sobresaliente es el valor educativo del arboreto, donde naturalmente los protagonistas son los ejemplares vegetales. En su derredor acontecen las charlas en ronda, los descubrimientos y el asombro. Bajo su sombra, se dan lugar los juegos y las risas.
     
    “El significado de la transparencia es crear relaciones. No es preciso mirar a través. La transparencia significa asimismo claridad, no sólo visual sino también conceptual. Hay tantas relaciones...”
    Kazuyo Sejima
     
    Hoy por hoy el jardín de Pacheco Leão es un jardín de trazado romántico atrapado dentro de una serie de trazados mas bien funcionales y rectilíneos, generados en sucesivas intervenciones sobre el arboreto. La propuesta es incorporarlo a una estructura con más similitudes genéticas, una estructura de recorridos y encuentros.
     
    Una actuación muy simple, es hacerl recorrible el arboreto aún con lluvia. Para esto proponemos el uso de un recurso tradicional para solidificar el sustrato: la piedra portuguesa. Éste recurso, solidifica el suelo mediante la incorporación de mampuestos hincados en el sustrato apisonado. Es una cristalización del suelo existente. 
     
     
    Intervencion Edilicia
     
    Unificar
    Unificar el programa en 1 solo acto edilicio nos permite generar una unidad inteligible formada por el edificio exisente y la materialización del programa de necesidades.
    El densificar acumula energías, genera centros y sedes reconocibles.
     
    El densificar, en definitiva, es juntar. Esta acción está indisociada del lugar vacío que deja lo que fue juntado. Éste lugar vacío lo rescatamos para el arboreto en forma de explanadas, sombras y aire libre. Es el juego de lleno y el vacío.
     
    “El vacio arquitectónico contiene un lleno biológico donde se escenifica el movimiento, es decir, la realidad del jardin”
    Gilles Clément. El jardín en movimiento. 2006
     
    Condensar
    La intervención es pensada como un todo, el programa que ya funciona es pensado nuevamente de manera global junto con las nuevas necesidades, solo así se puede dar respuesta real a las exigencias de uso como  edilicias que se plantean.
     
    Se genera un PAR funcional entre el nuevo edificio y el existente, integrando en este acto, el espacio intermedio, que deja de ser un espacio “entre” para ser un conector y un expansor de los programas.
     
    Salas de exposicion de larga duración se interconectan, salas de exposicion de corta duración se mueven para generar pares de funcionamiento y circuitos inteligentes. Se aprovechan los servicios del edificio existente para el nuevo, lo que permite un uso más racional de los servicios en función del área nueva.
     
    El espacio “entre” se activa con las proyecciones exteriores de la administracion y una cantina. Es un espacio en múltiple altura, ya que contiene los puentes conectores y es objeto de las visuales desde los puentes conectores. Es un espacio “diagonalizado” como lo definen Soriano y Palacios.
     
    Conciencia activada
    Pensar el museo como una experiencia, como un espacio interactivo, donde el propio acto de recorrer sea la vivencia de la exploración. En éste acto de recorrer, el museo es la materialización de la complejidad que nos rodea. 
     
    Esta experiencia, refuerza la conciencia que el medio ambiente no solo esta indisolublemente asociado a nuestro entorno, sino que ES nuestro entorno y que la interacción con él nos define.
     
    Materialidad háptica
    El interactuar con lo que nos rodea a través de los sentidos, le asigna dimensión humana al entorno. Define la esfera de nuestro espacio cercano e inteligible y por lo tanto apropiado. La propuesta incorpora texturas que despiertan los sentidos de manera muy diferente, generando un espacio intenso.
     
    Espacios donde la rugosidad, los colores cambiantes y la translucencia de la piel exterior proponen experiencias. Contratastando con las burbujas de vidrio que encierran espacios expositivos especiales, el tacto liso define superficies inquietantes.
     
    El tender la mano para entender estas superficies define el entorno, como se coloniza un ambiente.
     
  • StudioParalelo + MAAM
    Socios/Sócios: Luciano Andrades, Matías Carballal, Rochelle Castro, Andrés Gobba, Mauricio López, Silvio Machado, Álvaro Méndes.
     
    Equipo de proyecto / Equipe de projeto: Emiliano Etchegaray, Gabriel Giambastiani, Carolina Guida, Aldo Lanzi, Sebastian Olivera.
     
    Colaboraron en concurso: Martín Pronczuk, Santiago Saetone, Ken Sei Fong.
     
    Renders: MAAMMEDIA
     
    Área: 2700 m2
Add to Collection